Los cinco Chinos que fueron detenidos el martes en Villa Crespo acusados de integrar una organización que estaba a punto de extorsionar al dueño de un supermercado para la  mafia china, quedaron implicados en otra causa por amenazas y chantajes a comerciantes de Palermo. Los imputados siguen detenidos en la comisaría 25ta. a disposición de la jueza de instrucción Silvia Ramond en una causa caratulada “averiguación de ilícito”.

Pero el miércoles se presentaron en la seccional detectives de la División Defraudaciones y Estafas de la Policía Federal para explicar que ellos estaban investigando a los mismos sospechosos por una serie de amenazas cometidas contra el dueño de otro supermercado.

Es que cuando el martes por la noche fueron detenidos frente a un supermercado de Araoz 942 de Villa Crespo, los imputados tenían en su poder carteles con mensajes con ideogramas que decían: “Dueño: después de tres días prepará 50.000 dólares, si no te mato”.

mafia chinaLos efectivos de la comisaría 25ta. encontraron anotaciones de los comercios en los que debían dejar estas amenazas y entonces detectaron que además del de la calle Aráoz esta misma organización había amenazado a los dueños de dos supermercados ubicados sobre la avenida Córdoba 5584 y 5859. Allí se inició una causa judicial a cargo de la fiscal Cinthia Oberlander, de la Fiscalía Nacional de Instrucción 17, por “amenazas”.

En el marco de esa causa, Oberlander y los policías de Defraudaciones y Estafas tenían programado hacer con el comerciante de avenida Córdoba 5859 una “entrega simulada” del dinero de la extorsión en horario nocturno. Pero el procedimiento fracasó porque la banda fue detenida antes en el supermercado de Aráoz por la comisaría 25ta.

Los detenidos dieron como domicilio otro supermercado chino ubicado sobre avenida Entre Ríos.