Dueño de una potencia inusual, el austríaco Dominic Thiem se consagró campeón del Argentina Open, al vencer en la final al español Nicolás Almagro por 7-6 (2), 3-6 y 7-6 (4). Con su victoria, le puso fin a una racha de siete títulos consecutivos para tenistas españoles en el Buenos Aires Lawn Tennis Club.

Thiem, ubicado en el puesto 19 del ranking mundial, empleó dos horas y media para superar a Almagro (72) ante 4.500 personas que presenciaron el partido en la cancha central Guillermo Vilas, bajo una temperatura por momentos sofocante. Así, el austríaco, campeón el año pasado de los ATP de Niza, Umag y Gstaad, conquistó el certamen porteño en forma brillante, tras dejar en el camino al español Pablo Carreño Busta (64), el portugués Gastao Elías (142), el serbio Dusan Lajovic (79), el mallorquín Rafael Nadal (5), que defendía el título, y por último a Almagro.

El tenista nacido hace 22 años en la ciudad de Wiener Neustadt recibió el trofeo de manos de un ex campeón, Guillermo Coria, y saludó tímidamente al público, que lo ovacionó como reconocimiento al excelente nivel, ya que se trata de un jugador muy completo y potencial top ten a corto plazo.

argentina open 2Con su triunfo, se terminó la cosecha española, ya que tras la consagración del cordobés David Nalbandian en 2008, alzaron el trofeo Tommy Robredo (2009), Juan Carlos Ferrero (2010), Almagro (2011), David Ferrer (2012, 2013 y 2014) y Nadal el año pasado.

“Agradezco el apoyo del público argentino, me sirvió mucho en ciertos momentos en que estaba cansado. Me llevo grandes cosas del país. Me gustó que la ciudad tiene mucho verde y me sorprendió también que la gente suele ser muy amable”, comentó el nuevo campeón, en la rueda de prensa posterior a su coronación.
“Me siento mucho más cómodo sobre canchas lentas, benefician mi juego, pero uno de mis objetivos para esta temporada es mejorar también en superficies rápidas para ser un tenista más completo”, completó el austríaco.

Por su parte, Almagro se retiró conforme, pero reconoció la superioridad de su rival: “Thiem jugó en forma increíble durante toda la semana y creo que merecía el triunfo. Intenté aguantar su potencia, frenar sus embestidas y creo que lo logré por momentos. De hecho, la final se definió por pequeños detalles y fue muy pareja”.

Dejar una respuesta