Padre e hija. La Justicia riocuartense condenó a un padre a pagar una indemnización de 54 mil pesos a una joven de 29 años que lo demandó por daño moral por no haberla reconocido oportunamente como su hija.

La resolución fue adoptada por la Cámara en lo Civil, Comercial y de Familia de 1° Nominación de Río Cuarto, confirmando un fallo anterior que había sido apelado por el hombre.

padre e hijaUna de las camaristas que intervino en el fallo argumentó que el demandado “obstaculizó por todos los medios a su alcance el conocimiento de la verdadera filiación de la joven”, al tiempo que consideró insuficientes los argumentos del condenado respecto a lo “excesivo” del monto a pagar, sentenció María Adriana Godoy.

Los vocales consideraron que el demandado conocía del nacimiento de su hija, y que aun así omitió reconocerla como hija, “lo que ha lesionado el derecho a la identidad de la joven”.

El hombre se negó reiteradamente a los pedidos de realizarse una prueba biológica. “No reconocer a un hijo implica una omisión antijurídica susceptible de generar responsabilidad extracontractual, en caso de que se verifiquen los restantes presupuestos necesarios al efecto (de conformidad con el artículo 1074, Código Civil) y considerando que tal responsabilidad es de naturaleza subjetiva; lo reprochable es la culpabilidad de la conducta del progenitor”, enfatizaron los vocales en su sentencia.

Asimismo, deberá completarse en el Registro Civil de Estado y Capacidad de las Personas la modificación del apellido de la joven, para que coincida con su filiación real, es decir, con el apellido de su padre.

via: Dia

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here