El presidente Mauricio Macri, que ayer había intentado faltar al cierre de los festejos por el Bicentenario bajo el argumento de que estaba “cansado”, encabezó finalmente durante una hora y media en el campo de polo de Palermo el encuentro de bandas militares que habían desfilado por la avenida del Libertador.

Macri se ubicó poco después de las 14 en el palco oficial, donde lo aguardaban los ministros de Defensa y Seguridad, Julio Martínez y Patricia Bullrich, los únicos que asistieron desde el inicio al desfile de 18 bandas militares. Macri se retiró tras presenciar durante una hora y media la actuación de bandas militares del campo argentino de polo en el barrio porteño de Palermo. El jefe de Estado dejó el predio a bordo de un helicóptero tras saludar efusivamente a niños y gran parte del público.

macriGIRA EXTENUANTE

Pese al desconcierto por la actitud de Macri, que pasadas las 11 lamentó por Twitter “no poder asistir a los desfiles” porque estaba “cansado por la extenuante gira y actos” en Europa y Tucumán, miles de personas siguieron desde la calle y balcones el paso de las bandas y estallaron en vítores y aplausos de reconocimiento para los veteranos de la guerra de Malvinas.

Sin brindar detalles, la Presidencia confirmó minutos antes de las 14 que Macri había decidido asistir al cierre del desfile de bandas y el presidente se presentó abrigado con sobretodo y bufanda de camélido en el palco oficial junto al jefe de Gabinete, Marcos Peña, y los ministros de Ambiente, Sergio Bergman; de Salud, Jorge Lemus y Educación, Esteban Bullrich, que se sumaron a otros funcionarios que ya estaban en el sitio.

A las 15:18, el locutor oficial del acto anunció que “por razones protocolares” y porque “debía asistir a otras celebraciones por el Bicentenario de la Nación” se retiraba Macri del predio, momento en que el Presidente saludó a sus ministros y con el brazo en alto se despidió del público. Unas 18 bandas militares nacionales y extranjeras, las fuerzas armadas argentinas y veteranos de la Guerra de Malvinas desfilaron por la avenida Del Libertador, una tradición que se había interrumpido en el año 2000 y que solo tuvo una acotada participación en los festejos por el Bicentenario del 25 de Mayo en 2010.

Las marchas de San Lorenzo, la de las Malvinas, avenida de las Camelias y Punto Congreso fueron saludadas por el público a lo largo de la avenida con banderas celestes y blancas.

Las bandas militares se desplazaron a lo largo de la avenida Del Libertador, desde la calle Salguero hasta Dorrego. También hubo un despliegue a pie de más de 4 mil efectivos del Ejército, de la Armada, de la Fuerza Aérea y del Regimiento de Granaderos a Caballo, que a su vez estuvieron acompañados por veteranos de Guerra de Malvinas.