Diego Santilli, el vicejefe de Gobierno porteño, no integrará la lista de candidatos del PRO y la Coalición Cívica (CC) a diputado nacional por la Ciudad, que encabezará Elisa Carrió, dijeron a Télam fuentes del partido de la fundadora del ARI y socia clave de Cambiemos.

Esta decisión, conformaría a prácticamente todos los actores del armado porteño del oficialismo en la Capital; incluído el propio Santilli, quien no querría dejar su actual cargo para hacer campaña electoral detrás de un figura avasallante como Carrió.

La ausencia del vicejefe de Gobierno en la lista de postulantes dejaría también muy satisfecha a la propia Elisa Carrió, quien ya había puesto el grito en el cielo ante la posibilidad de que el dirigente la secundara en la lista, y por eso que acordó su no inclusión con el jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta. Lilita “no lo queria en la lista” dijeron desde el entorno de la legisladora.

A la diputada nacional, le hace un ruido intenso el pasado como ministro de Ambiente y Espacio Público de Santilli, en el último período de gestión de Mauricio Macri en la Ciudad, cuando desde ese cargo negoció contratos de recolección de residuos con empresas supuestamente vinculadas al jefe histórico de Camioneros y actual presidente de Independiente, Hugo Moyano, agregaron las fuentes.

Rodríguez Larreta imagina ahora como candidatos a referentes cercanos a Cambiemos y sus valores, y aunque la UCR esté afuera de la coalición en Capital podría haber postulantes cercanos al radicalismo para acompañar a la aliada del Gobierno.

Carmen Polledo, vicepresidenta primera de la Legislatura, probablemente es una de las macristas que acompañe a Carrió, aunque lo cierto es que el armado final de la lista no desvela a muchos por ahora.

El PRO renueva cinco bancas y la CC dos, y es obvio que el “lilito” Fernando Sánchez irá por la renovación de su mandato, en un mensaje directo al ex embajador Martín Lousteau, ya que fue su candidato a vicejefe de Gobierno en 2015, por ECO.

La realidad es que Santilli mide 4,5 de intención de voto, es decir no le sumaria mucho a Carrio y Fernando Sanchez mide 3,4. Carrio prefiere al propio que a uno que sabe no le responderá.