En su conjunto, el gabinete del Jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, vio incrementado su patrimonio en un 40% en el lapso de un año, de acuerdo a las declaraciones juradas patrimoniales presentadas hasta el 30 de junio de este año.

Los funcionarios de la administración porteña poseían en 2016 bienes por $ 88 millones, pero un año más tarde, al presentar los papeles conforme a la ley 4895 de ética en la función pública, exhibían activos por $ 124,7 millones.

El incremento se explica en parte por las actualizaciones atadas al ritmo de la inflación, el rendimiento de activos financieros, y el desprendimiento de bienes declarados en valores fiscales y que ahora se ven reflejados en valores de mercado.

El patrimonio de Rodríguez Larreta creció casi un 20%, según su presentación del 30 de junio a la que accedió El Cronista, y la enviada al año anterior, disponible en el portal de datos abiertos BA Data.

Larreta declaró bienes por $ 16.677.513, entre los que se halla un departamento en Recoleta, un terreno en Benavídez, y lotes en Villa La Angostura (Neuquén) y Pilar, heredados de su familia, por la que también posee acciones de sociedades agropecuarias por más de $ 11 millones.

Pese a su buen pasar, Larreta no es el más acaudalado del Gobierno porteño. El ministro de Modernización, Andy Freire, posee una fortuna que supera los $ 57 millones, y que comenzó a forjar en los 90 al cofundar Officenet. De acuerdo a sus declaraciones públicas, su patrimonio creció un 57%, partiendo de una base de $ 36 millones. Desde el entorno del ministro aclararon que su declaración, a diciembre de 2016, mostraba bienes por $ 46 millones; con ese punto de partida, la evolución de su acervo, en seis meses, fue del 24,5%.

El legislador electo declaró una camioneta Kia Carnival 2006, un Audi A6 3.0 FSI Quattro 2013, y una Chevrolet Spin 2016; departamentos en Barrio Norte y Recoleta, casas en Nordelta y Bariloche, y un portfolio de bonos, títulos y acciones propios de un inversor sofisticado.

Freire tiene $ 21 millones en títulos públicos; acciones ordinarias en Pampa Energía, YPF, Banco Galicia, Banco Macro (por $ 5,9 millones) y participación en los fondos de inversión Alliance Bernstein, Morgan Stanley y Legg Mason, varios depósitos bancarios en dólares y $ 300.000 en bitcoins.

El podio lo completa el vicejefe de Gobierno, Diego Santilli, quien el año pasado declaró bienes por $ 10,4 millones, y a mitad de este año ya contaba con $ 16.388.458. El salto del 57% lo explica la venta de un departamento que en 2016 declaró por $ 504.105, a valor fiscal, pero al venderlo le redituó $ 6.252.500, y la venta de otro inmueble comprado con su ex esposa, por $ 1.200.000.

Luego asoma el jefe de gabinete, Felipe Miguel, con bienes por $ 7.826.653 y una suba interanual del 22,4%. Antes de ingresar al staff de asesores de Larreta, en 2011, Miguel fue subgerente general de Boston Compañía de Seguros, director y socio fundador de Led Argentina, y director y fundador de SDM Consulting Group. Vivió y trabajó en Portugal. Posee departamentos en Recoleta y Palermo, dos vehículos marca Volkswagen, una motocicleta BMW, y acciones en varias sociedades.

El quinto lugar es para el ministro de Desarrollo Urbano y Transporte, Franco Moccia, con bienes por $ 6,8 millones. A diferencia de sus colegas ministros, Moccia se descapitalizó: a mediados de 2016 declaró $ 7 millones. El ex CEO de Citibank en Colombia posee desde 2011 acciones del Citigroup que adquirió por $ 2.586.577, pero que en su declaración de este año reflejó por valor de $ 1.979.084.

El ranking patrimonial lo completan Bruno Screnci (ministro de Gobierno, $ 4.801.239), con un crecimiento del 33%; Martín Ocampo (Justicia y Seguridad, $ 4.536.560, 2,3% arriba); Martín Mura (Hacienda, $ 2.486.389, 12,9%); Guadalupe Tagliaferri (Desarrollo Humano y Hábitat, $ 2.353.046, 90,4%); Ana Bou Pérez (Salud, $ 1.522.118, 27%); Eduardo Macchiavelli (Ambiente, $ 1.487.838, 53,9%), y Soledad Acuña ($ 1.404.608). La titular de Educación creció 368% en términos nominales, tras vender un inmueble declarado por $ 122.000, y comprar un departamento y un terreno, ambos valuados en $ 2,3 millones. De acuerdo a su entorno, no incrementó su patrimonio real

Dejar una respuesta