Tras las denuncias de su ex empleada doméstica Sandra Heredia por haber estado en negro durante casi seis años, ayer, el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, negó las acusaciones, pidió disculpas por los insultos que le envió tiempo atrás a la mujer a través de un audio de whastapp y se fue de vacaciones.

“Sandra, no vengas eh. No vengas porque te voy a mandar a la concha de tu madre. ¡Sos una pelotuda!”. Esa fue la frase por la que el jefe de la cartera laboral se disculpó durante un reportaje en Radio Mitre, un rato antes de partir hacia sus vacaciones hasta la semana próxima. “Es cierto que cometí ese exabrupto en una situación muy estresante”, dijo el funcionario para apaciguar las críticas. Y detalló: “Le había avisado a Sandra, con un día de anticipación, que iba a ir (a la quinta). Como no encontraba mi silla de ruedas tuve ese exabrupto. Después de eso la encontré, le pedí disculpas y siguió trabajando cuatro meses más”.

Triaca refutó las declaraciones de Heredia sobre que la mantuvo trabajando en la informalidad desde 2012. Sostuvo que la mujer estaba “a cargo” de su hermano Carlos y aseguró que “la tenía formalizada”.

Desde el ministerio de Trabajo repitieron que la versión del funcionario y aseguraron que “están las pruebas de que siempre estuvo registrada” y “que iba a recibir todo lo que le correspondía en relación a su indemnización”.

Las recientes denuncias reavivaron el enojo de algunos integrantes del Gabinete con Triaca. Un sector del círculo íntimo del presidente Mauricio Macri venía cuestionando el rol del ministro en las diversas negociaciones con los sindicatos, en especial con la CGT, más aún después de que el triunvirato le quitó el apoyo al proyecto de reforma laboral, que el Gobierno nacional considera imprescindible que sea aprobado este año en el Congreso. En lo que sí hay coincidencia, al menos por tres fuentes de la Casa Rosada, es que las acusaciones de la ex empleada doméstica “no son razón suficiente para pedir la renuncia de Jorgito”.

Además de las críticas de propios y ajenos, a Triaca se le sumó una denuncia penal por haber designado a Heredia en el Sindicato de Obreros Marítimos Organizados (SOMU), tal como la mujer contó y él mismo admitió. Los abogados del ex titular de ese gremio Omar El Caballo Suárez -detenido por supuestos casos de corrupción-, Carlos Broitman y Alejandro Argibay, realizaron la presentación ante el juez Rodolfo Canicoba Corral, a cargo de la intervención del sindicato.

Dejar una respuesta