Juan Manuel Urtubey esta dando cátedra de pragmatismo político en los últimos años. Versiones difundidas en off desde el Gobierno, hablan de la existencia de tres grupos de gobernadores: los “oficialistas”, los “negociadores” y los “opositores”.

Cada vez llama menos la atención porque, el gobernador salteño, Juan Manuel Urtubey, sigue siendo, uno de los “más valorados” del primer grupo. En este caso, el mandatario provincial que accedió a su cargo a través del FPV volvió a elogiar al presidente Mauricio Macri pero, al mismo tiempo, se autopostuló de cara a 2019.

“Macri es un buen presidente, pero yo sería mejor”, evaluó Urtubey en una entrevista con Clarín, tras una pregunta directa del columnista Julio Blanck del diario Clarín.

Ya con su tercer mandato consecutivo como gobernador de Salta siempre accediendo al cargo por el FpV, el titular del Ejecutivo provincial expresó sus intenciones de llegar a la Casa Rosada pero insistió en sus elogios al líder PRO al destacar que “ha hecho cosas importantes que la Argentina necesitaba” aunque “hay otras que todavía faltan hacer”. Sus detractores lo acusan y le recuerdan que lo mismo – muchos elogios- hacia con la ex presidenta Cristina Kirchner.

“Yo soy peronista y aparte de eso soy argentino. Yo necesito que a la Argentina le vaya bien. Yo no lo voté al presidente Macri pero tengo que ayudarlo para que haga una buena gestión, para que a la Argentina le vaya bien”, justificó Urtubey, y agregó que marcó “diferencias en algunas cosas” en las que no estuvo “de acuerdo”, aunque no puntualizó ninguna.

En cambio, se explayó con mayor profundidad al explicar su apoyo: “En otras cosas tengo que acompañar porque aparte ha hecho cosas que yo mismo impulsé en mi provincia. ¿Entonces cómo no voy a acompañar? Por ejemplo el tema de la reforma electoral, muchísimas cosas que se están haciendo en materia de inversión en infraestructura social para luchar contra la pobreza que hacemos juntos”.

Por otra parte, llamó “cuento de la persecución política” a las diferentes causas que maneja la justicia contra la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, y añadió que “el problema es cuando detrás de esto se verifica la existencia de delitos contra la administración pública o cualquier tipo de delitos”.

Consultado sobre “las escuchas, la difusión y de las cosas que se están conociendo” por el periodista, Urtubey sólo remarcó que “es importante que se esclarezca, porque es gravísimo en serio” que “se cree en algunos sectores que es normal que en la administración del Estado uno levante un teléfono y mande a apretar a jueces, a fiscales o a lo que sea”.

Sin referencia a la ilegal difusión de los audios por la justicia a la prensa, curiosamente puso el foco en el “dato de color” de que “queda claro lo que pensaba y lo que piensa del peronismo la ex Presidente de la Nación”, recordó que él “lo viene planteando desde hace un largo tiempo” y agregó que “está bueno que todos lo sepan”. Lo que nadie recuerda son este tipo de expresiones publicas mientras Cristina era la presidenta.

Dejar una respuesta