Un auto terminó incrustado en un bar luego de que un borracho que lo manejaba, al parecer en avanzado estado de ebriedad, intentara eludir a un colectivo, en la localidad bonaerense de Villa Adelina.

El suceso se produjo a las 17.30 de este jueves, cuando un Ford Taunus celeste, patente VZL 425, circulaba por las calles Paraná y 9 de Julio, del mencionado distrito del norte del conurbano.

borrachoSegun contaban testigos del hecho: “el Taunus quiso evitar chocar contra un micro de la línea 71, frente a la estación de Villa Adelina y terminó metido en un bar. El conductor resultó herido al igual que su acompañante”.

El informante detalló que “el que manejaba estaba muy borracho. No fue una masacre de milagro, porque había muchas personas adentro del bar a esa hora”.

Dejar una respuesta