El precandidato a diputado por Evolución, Martín Lousteau cerró su campaña porteña a la espera de conservar el segundo puesto en la Ciudad que lo llevó a disputar un reñido balotaje con Horacio Rodríguez Larreta y trató de bajar los decibeles para las PASO. “La elección es importante pero no dramática”, aseguró el ex embajador en Washington.

Las encuestas ponen a Lousteau peleando mano a mano con Daniel Filmus por secundar a Cambiemos, aunque en Evolución, por ahora, miran más los puestos que los porcentajes: en 2015 el economista superó los 25 puntos en las generales, pero la lista tenía candidatos de la Coalición Cívica y Confianza Pública, hoy integradas en la boleta de Cambiemos.

Desde la UCR consideran que a partir de 15 puntos será una buena elección para el espacio porque ese número podría garantizarle cuatro o cinco bancas en la Legislatura además de llevar a Lousteau al Congreso y permitir a Carla Carrizo renovar su escaño en Diputados.

“En el 2015 estuvimos muy cerca, por eso financian las campañas de otros, de la oposición y tienen un doble estándar”, recordó el economista en esa especie de charla TED que encabezó en Museum, un boliche de San Telmo.

El ex embajador volvió a acusar al oficialismo porteño por excesivos gastos en publicidad. “En otras campañas también tuvimos que pelear contra Estados, en disparidad frente a grandes presupuestos, contra $4 millones que deberían estar en salud, en educación, en viviendas, en seguridad y justicia, y ante una realidad que bombardea todos los días”, fustigó Lousteau.

Larreta no fue el único que recibió críticas, sino que Lousteau también se acordó de la oposición que quiere “frenar para volver atrás” siendo que “el pasado es lo que nos trajo acá”, en una referencia al kirchnerismo.

En esa batalla por el segundo puesto Filmus tendrá una ligera ventaja si logra captar los votos de las boletas que encabezan Itaí Hagman y Guillermo Moreno, aunque en Evolución creen que pueden sumar puntos en la campaña de las elecciones generales.

“Luego de una campaña vacía, con mucho silencio de un lado, y mucha televisión del otro, las políticas no se pueden hacer desde un escritorio ni con agradeselfie”, señaló Débora Pérez Volpin, primera candidata a legisladora y la otra cara “conocida” del espacio que encabeza Lousteau.

Dejar una respuesta