En horas de la tarde del jueves un confuso episodio ocurrió en el Comedor llamado “Cartoneritos” de Villa Caraza, Lanús. Efectivos de la Policía de la Provincia de Buenos Aires se hicieron presentes en el lugar, y según el testimonio de los presentes, irrumpieron con violencia, reprimiendo, arrojando gas pimienta y llevándose detenidos a por lo menos dos menores de edad.

Referentes sociales indicaron que “hacen responsables a la policía de la provincia de Buenos Aires, al Secretario de Seguridad de Lanús, Diego Kravetz, que hace tiempo viene hostigando a nuestra organización, al intendente Néstor Grindetti, a la Gobernadora Eugenia Vidal y al secretario de seguridad de Provincia Cristian Ritondo, por los hechos”, sostuvo Juan Grabois de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), mientras montaban guardia afuera de la Comisaria 5ta. de la Policía de Seguridad ubicada en Lanús.

Por otra parte, una de las cocineras del comedor indicó que los efectivos de seguridad arrojaron gas pimienta en el lugar y en las ollas donde preparaban la comida.

Los testimonios indicaron que los hechos comenzaron por la tarde, cuando policías bonaerenses perseguían a un grupo de delincuentes que se metió en el merendero. Acorde a los dichos de los vecinos, los agentes reprimieron de forma ilegal a distintos jovenes y se llevaron dos personas en calidad de detenidos.

Fuentes del Ministerio de Seguridad bonaerense desmintieron que haya existido represión alguna y explicaron que ingresaron al lugar persiguiendo a delincuentes y que personal del comedor los defendió. Grabois negó esa versión y señaló que los policías no tenían orden de allanmiento y que “lo único que fueron a hacer fue a amedrentar”.

Actualización: Cabe destacar que en horas de esta mañana los dos jovenes fueron liberados por la Policía “al no encontrar motivos ni pruebas” para continuar con su retención.

Dejar una respuesta