En medio de las inundaciones y una temporada floja, la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires María Eugenia Vidal prefirió disfrutar de sus vacaciones en Playa del Carmen, en México. Este fin de semana complicaron aún más la situación en varios puntos del noroeste de la provincia de Buenos Aires y dejaron en alerta a Pergamino, San Nicolás y General Villegas.

El panorama en el noroeste de Buenos Aires se complicó tras un nuevo temporal que también afectó a otras provincias. La ciudad de Pergamino permanece en alerta amarillo como consecuencia de las intensas lluvias que dejaron unos 130 evacuados, aunque desde Defensa Civil destacaron que “dejó de llover y el arroyo (que bordea la ciudad) se mantiene estable”, lo que significaría un mejor panorama.

Asimismo en una temporada floja donde los agentes turísticos comienza a bajar los precios ante la poca reserva, la gobernadora prefirió la arena mexicana y viajó una semana a Playa del Carmen, en la Riviera Maya, junto con sus hijos Camila, de 16; María José; de 14, y Pedro, de 10.

Asimismo en una temporada floja donde los agentes turísticos comienza a bajar los precios ante la poca reserva, la gobernadora prefirió la arena mexicana y viajó una semana a Playa del Carmen, en la Riviera Maya, junto con sus hijos Camila, de 16; María José; de 14, y Pedro, de 10.

Es por eso que el vicegobernador Daniel Salvador estará al frente del gobierno bonaerense durante 7 días, mientras las complicaciones por las inundaciones en la Provincia no paran de generar problemas.

Según anunciaron desde el Gabinete, a su regreso de México, Vidal continuará con las recorridas por los distintos distritos del interior bonaerense, para evaluar las obras que comenzaron en diversos distritos, afianzar su relación con los intendentes y estar cerca de los vecinos.

 

Dejar una respuesta