Un llamado a la policía alertó, sobre la presencia de una persona tirada en una obra en construcción en el barrio Parque Camet de la ciudad de Mar del Plata. Aunque el joven (27) le dijo a los policías que estaba bien y que “quería ir a comprar fernet”, lo trasladaron para su atención y se llevaron una sorpresa: había recibido tres disparos en la espalada y uno en la cabeza.

El sorprendente hecho ocurrió el sábado al mediodía en la esquina de Granados y Scaglia. Los policías de la comisaría decimoquinta socorrieron a Sebastián Alen –quien presentaba varios golpes en el rostro- y lo trasladaron a la sala de atención primaria.

policiaSi bien en un primer momento la profesional que lo atendió indicó que el herido solamente tenía politraumatismos, Alen fue trasladado al Hospital Interzonal General de Agudos (Higa) donde se confirmó que presentaba cuatro heridas de arma de fuego.

El hombre indicó durante su traslado que lo habían golpeado, pero que no podía reconocer a las personas que lo habían hecho. “Más allá de los disparos recibidos, se mostró lúcido durante el traslado en el patrullero y la atención en la salita”, indicaron.

Dejar una respuesta