Según el informe presentado por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), la diferencia entre el precio abonado por el consumidor en súper e hipermercados “se multiplicó 5,29 veces” en el mes de marzo con respecto a lo que recibió el productor en el campo. El incremento fue del 11,4% en comparación al mes de febrero.

El relevamiento está hecho con el Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) de CAME y se estudiaron 25 alimentos. De todos ellos, la naranja fue el producto que tuvo mayor disparidad, con una diferencia de 14,1 veces en su precio.

Dentro del informe se señala que: “El comportamiento de marzo se debe al salto en la diferencia principalmente de la naranja, la berenjena, la acelga y carne de pollo, pero mientras en los tres primeros la explicación se encuentra en el fuerte ajuste de la compensación al agricultor, en el caso del pollo fue porque los importes de góndola subieron 91% promedio en el mes”.

El IPOD agrícola en marzo alcanzó un valor de 5,59 veces más, lo que implica un aumento de 12% frente a febrero, y manteniéndose en los mismos niveles que un año atrás. Por su parte, el IPOD ganadero en marzo se ubicó en 4,10 veces, que representa una suba del 7,5% en comparación mensual, y un ascenso de 7,8% en la variación interanual.

Los productos agrícolas con mayores brechas de montos en el mes fueron: la naranja, con una diferencia de 14,1 veces; seguido por la mandarina con una distorsión de 13,21; la manzana 8,4; y la pera 8,13.

Dejar una respuesta