El ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich, aseguró que el aprendizaje de las religiones como cultura general en las escuelas “es muy importante” y que esto no significa “romper la laicidad” sino que los alumnos sepan “que significa cada religión”.

Bullrich, durante una visita al festival “Experiencia Aprendizaje-Salta 2017” aseguró que los jóvenes “tienen que salir conociendo las religiones. Es muy importante en un mundo donde la religión afecta tanto desde el terrorismo religioso hasta el impacto que tiene en la política global y mundial”.

El debate sobre la enseñanza de la religión en las escuelas cobró relevancia en Salta, luego de que la Corte Suprema de Justicia de la Nación convocara a una audiencia pública, que se realizará el próximo 16 de agosto, a raíz de una causa abierta contra la obligatoriedad de la enseñanza religiosa para las escuelas públicas primarias de esa provincia.

La Asociación por los Derechos Civiles planteó esta demanda ya que en Salta una ley del 2008 plantea que la enseñanza religiosa integre los planes de estudio y que se imparta dentro del horario de clase.

La Corte Salteña aseguró en 2013 que esa normativa es constitucional pero convocó a implementar programas alternativas para los que no deseen este tipo de educación.

Para Bullrich cuando se habla de la religión en las escuelas “no se habla de la práctica de esa religión sino del aprendizaje de lo que es para saber qué significa, por ejemplo, o en qué cree un miembro del Islam, el judaísmo, el cristianismo o el budismo. Es difícil entender que hoy un chico de 18 años no lo comprenda”.

“Tenemos que salir del preconcepto de la práctica religiosa. Esto tiene que ver con mirar al mundo y ver qué está impactando hoy en la política global”, subrayó Bullrich

Finalmente, consideró que “claramente se discrimina por religión y la discriminación no es buena, genera división y nosotros queremos unir a los argentinos”.

Tras afirmar que la ley de financiamiento educativa “hay que ponerla en debate”, manifestó la importancia de escuchar a los docentes “sabiendo de dónde partimos y hacia donde queremos llegar”.

Dejar una respuesta