Tras el cierre de los comicios legislativos, subieron hoy los precios de los combustibles: 10% en el caso de la súper, 12% en la premium y 9% en el gasoil.

Las petroleras tenían previsto incrementar los valores de las naftas el primero de octubre último como parte de la revisión trimestral acordada con el Ministerio de Energía. Sin embargo, la medida se postergó para luego de las elecciones, pese a que los precios fueron liberados a fines de septiembre último.

El litro de combustible súper se comercializaba a $ 19,74 en las estaciones de servicio de YPF porteñas. Pero con el reciente ajuste, hoy ya se veía a los $ 21,75 el litro, mientras la premium cuenta alrededor de los $ 25, con un aumento del 12%.

El Ejecutivo anunció una nueva fase de “precios libres” en el mercado de los combustibles, tras suspender la aplicación de un tratado entre los productores y refinadores de petróleo.

La última revisión de precios de las naftas nacionales fue a fines de julio. En ese momento, se ordenó una suba del 7%, que revelaba la devaluación del peso frente al dólar en el trimestre 1° abril- 30 de junio.

Desde el primero de julio hasta el viernes pasado, el peso perdió un 9,5% de valor frente a la divisa estadounidense. Las petroleras justifican su aumento a partir de dicho indicador.

En lo que va del año, los combustibles ya se incrementaron un 15%. Esta última se trata de la tercera suba del año.

Dejar una respuesta